Puntúa esta foto

Restaurante de estilo ecléctico con paredes de ladrillo visto. Visillos negros para separar los reservados. Sofás oscuros y taburetes bajos negros con motivos florales en amarillo. Suelo de baldosa en tonos crema. Iluminación indirecta en tonos cálidos. Gran lámpara de pie con pantalla de papel.

El estilo decorativo ecléctico es aquél en el que no hay modelos y se pueden usar mezclas de estilos de diversas épocas y movimientos. Los objetos clásicos combinados con partes modernas o materiales y texturas de diferente tipo combinando madera, metales y cristales son ejemplos de tendencias eclécticas. De forma parecida, al no encontrarnos con patrones definidos podemos decorar nuestro piso verdaderamente como nos guste y reflejar nuestra personalidad sin ataduras de tipo alguno. Una gran virtud del eclecticismo es que nos da la opción de dar salida a bastantes de nuestros muebles y adquirir aquellos que verdaderamente nos apasionen sin tener que limitarnos a un estilo o material específico.

Una cafetería, un bar o un restaurante son un componente de una gran relevancia en nuestra comunidad, en los cuales dedicamos bastante tiempo junto a nuestros familiares y compañeros. Algunos de los principales elementos que encontramos son el mobiliario como sillas y mesas. La iluminación se convierte también en esencial, ya que ayuda mucho al confort de nuestros usuarios. La barra también la encontramos presente, y debe ser confortable tanto para consumidores como también para empleados. Es vital tener en cuenta el tipo de consumidor de nuestra cafetería o restaurante y así que se sienta a gusto en nuestro establecimiento.