Puntúa esta foto


Piscina redonda de color azul rodeada de piedra natural. Iluminación indirecta y decoración con grandes macetas y jarrones. Zona de relax con hamacas.
 
La meta del estilo rústico en decoración es obtener una atmósfera desenfadada, jovial y tradicional, cons su esencia en la naturaleza. El estilo rústico nace en lugares alejados de la ciudad e incluye colores cálidos y materiales de la naturaleza. Este es el look común de las casas rurales que, a pesar de haber marchado a grandes urbes, queremos llevar con nosotros. Los tonos más populares de este estilo son de tipo cálido y neutro. Predominan los colores arena, piedra, beige y tierra, típicos colores de elementos inorgánicos de la naturaleza, gracias a que en los espacios rurales cada elemento se crea con los materiales que se pueden conseguir en las proximidades de la casa. Estos colores pueden ser utilizados tanto en muebles, como en paredes, suelos y complementos.

 

Las piscinas son piletas de agua artificiales, que se pueden utilizar con finalidades de entretenimiento, deportivas o decorativas. Uno de sus elementos básicos es el recubrimiento, que actualmente permite muchas combinaciones de materiales que, juntamente con piezas decorativas como cascadas, iluminación o elementos vegetales, permite una personalización absoluta de la zona de baño.