Puntúa esta foto


Salón de estilo nórdico con escalera metálica con peldaños de madera. Suelo de parquet y sofás de piel color crema con mesa de centro cuadrada. Chimenea moderna y gran lámpara de pie.
 
El estilo nórdico en interiorismo es aquél que utiliza elementos propios de zonas del norte de Europa como los paises escandinavos. Esas regiones de Europa se personifican por sus largas temporadas de invierno y con muy poca luz del sol. Las lineas rectas y simples unidas a los los colores claros y luminosos son muy utilizados. Asimismo las estancias que destacan son diáfanas y la decoración mínimamente sobrecargada. Prevalecen piezas de calentamiento como estufas de leña y radiadores de agua. Los suelos de parquet de color claro y el mobiliario y paredes de color blanco sobresalen en este estilo para compensar la limitación de luz natural.
 

Las escaleras son elementos diseñados para unir espacios ubicados a diferentes alturas. Se construyen con peldaños y según su altura pueden constar de varios tramos separados por descansos y pueden tener asimismo baranda. Existen muchas clases de escaleras: colgadas, de caracol, escalinatas, etc. Las opciones son muchas, y permiten una gran variedad decorativa en todos los componentes.