Puntúa esta foto


Recibidor de estilo asiático con tarima de madera clara y escalera flotante de madera y metal. Techos blancos y cristalera con acceso al jardín.
 
El estilo asiático en decoración tiene unas características que lo hacen especial. Se caracteriza por utilizar elementos de las culturas orientales como la japonesa, china, mongola, etc junto con plantas como el bambú, los bonsáis, flores de cerezo u orquídeas. Los colores que predominan son el blanco y los colores pastel.

 

El recibidor es lo primero que hallamos al entrar a un domicilio, dando la bienvenida a las visitas. Si bien no suele ser muy amplio, es el lugar más visible del domicilio y su carta de presentación. Asimismo, es allí donde se realizan los preparativos para entrar o partir de la casa, como ponerse el calzado o coger las llaves.