Puntúa esta foto

Restaurante estilo industrial con suelo de madera de roble y paredes de ladrillo. Techos altos en tonos oscuros y focos. Mesas rectangulares de madera clara con sillas de madera oscura. Manteles marrón oscuro y reservados con sofás grises.

El estilo industrial en diseño de interiores se singulariza por usar colores apagados, grises y marrones en espacios amplios manifestando los elementos estructurales al desnudo y hace uso de muebles elaborados en materiales nobles, reutilizados y sin estridencias. Sus elementos primordiales son los muros de ladrillo, las vigas y pilares a la vista y suelos y techos de hormigón. La funcionalidad fue el primer paso hacia este nuevo estilo que brotó en New York en los años 50. Los metales como el aluminio, el acero y el hierro resaltan por estar siempre presentes en espacios industriales. La iluminación más utilizada del estilo industrial es el de lámparas colgantes simples que tanto estábamos acostumbrados a ver en las antiguas fábricas.

Una cafetería, un bar o un restaurante son elementos de suma trascendencia en nuestra sociedad, en la cual ocupamos bastante tiempo junto a nuestros colegas o familiares. Algunos de los principales componentes que tienen en común son el mobiliario como sillas y mesas. La luz, tanto natural como artificial también es esencial, pues contribuye en gran medida al confort de nuestros consumidores. La barra también la encontramos presente, y tiene que ser confortable tanto para consumidores como para empleados. Es relevante tener presente al perfil de cliente del bar, cafetería o restaurante para que esté bien en nuestro local.